My dear Sixsmith…

Solo quiero oírte decir que “Si”
No me des más largas que no puedes cumplir.
Solo di que quieres verme otra vez, que quieres hablar.
Se que estoy asustada y tu lo también lo sabes, esta en el aire, se que también lo puedes sentir.
Solo dame una oportunidad, sabes que no hay nada de malo.
Un “No” más y te creeré, saldré por la puerta por la cual me dejaste entrar y te dejare ser.
Pero tienes que entender que no quiero a nadie más, te quiero a ti, no puedo pasar ni un minuto más pensando que algún día voy a tenerte de vuelta.

Alguna vez leí “No tuvieron final feliz, pero sonrieron todas las horas que pasaron juntos. Y sólo por eso, mereció la pena.”
No pienso pasar toda mi vida recordando esas horas sola, quiero recordarlas contigo.

A half-read book, is after all, a half-finished love affair

Y viceversa…

Deja Vu

Encontré un par de cosas que había antes, unas notas y un grupo de conversaciones que pensé no tenia, me reí de ellas, de lo que decíamos, de lo que nos contábamos y de lo madura que pretendía ser para ti.

Soñé con tu novia; tan asombrosamente despampanante como la primera vez que la vi, cerca de servicios escolares, con un pantalón beige, una diadema y me pareció la mujer más bonita que había visto, nunca te conté cuando la había visto por primera vez, por que en ese momento entendí que nunca iba a ser competencia para ella. Pero, te vi, a ti, en mi sueño, esa chamarra mal acomodada, la roja por supuesto; esa sonrisa como quien no quiere la cosa [esa sonrisa que siempre te ponías cuando decía algo muy estúpido], esa camisa azul que tanto me gustaba; ese cabello alborotado, que brillaba en el sol y esos ojos; ella estaba a lo lejos enredada en un banco de niebla y tu estabas a solo dos pasos de mi.

Y de repente desaparecías.

Me acorde de todo en la mañana. Miles de Flashes
Ya no te acuerdas de mi. Lo se.

Y a veces te extraño.